Queridos bulos

Luis RoderoCuerpo y Salud, Noticias, Sistema TGC de Autogestión del Bienestar, Todo sobre el MMSLeave a Comment

Dice el refrán que, cuando el río suena... agua lleva.
Landscape, Scenic, Beautiful, Stream, Creek, Brook

Estamos viviendo una situación que todavía no podemos ni imaginar cuál será su alcance. Muchos no estaban preparados, ni advertidos, ni siquiera eran conscientes de que podía pasar algo así.

Aún así, llegó. El mundo entero se ha paralizado de una manera sin precedentes. Desapareció el día a día que se había configurado durante las últimas décadas en apenas unas semanas.

Todos paralizados por un virus, según la versión oficial. Sin cura, de momento, según la versión oficial. Esperando la vacuna que nos salvará, según la versión oficial.

Como es lógico, miles de personas de todo el mundo pusieron todo su esfuerzo y su conocimiento para buscar una solución. Algo que remediara una situación sin igual hasta ahora. Y empezaron a aparecer los bulos, según la versión oficial.

¿Qué es un bulo?

La web de la RAE lo define así: «Noticia falsa propalada con algún fin

¿Quién decide lo que es un bulo?

Para no complicarnos en dar nombres y apellidos, los encargados de calificar una noticia como falsa son los mismos que se encargan de emitir las versiones oficiales. Sencillo, ¿verdad? De esta forma se aseguran por todas las vías posibles de que la información que se mueve en todos los medios es la que ellos publican y, a la vez, se tiran por tierra cualquier información opuesta o diferente a la suya. Ellos mismos cierran el círculo.

¿Qué han conseguido con esta estrategia?

Como es lógico, la mayoría de personas que atienden a las versiones oficiales las escuchan y asumen automáticamente como ciertas. Lo llevan haciendo toda la vida, es algo natural.

Pero el resto… cada vez una masa mayor de población tiene la sospecha de que algo no va bien con las versiones oficiales. Incluso hay una palabra «oficial» para denominarnos: Conspiranoicos. Los que ya no nos creemos NADA oficial.

Los que nos dedicamos a buscar, investigar, probar y contrastar aquellas informaciones que, en lugar de promover el miedo y la dependencia, nos ofrecen bienestar, paz mental y libertad.

Ahora estamos viendo que, en realidad, ninguna de las fuentes que comunmente consultábamos es libre. ¿Quién no conoce la mediática persecución a Josep Pamies? Un Señor que, de una forma sencilla y clara, lleva años hablando de la capacidad de las plantas para curar y sanar a las personas. Siempre perseguido por los censuradores, que una y otra vez trataban de impedir (casi siempre sin éxito) que no se celebrasen sus charlas en diferentes pueblos y ciudades.

Pero esto ya ha llegado a Internet. Aquella utopía que nos contaron, en la que Internet era la red libre para expresarnos y divulgar nuestra opinión, en realidad nunca lo fue. Canales como Mindalia, La caja de pandora, o vídeos de Andreas Kalcker y Josep Pamies, son sólo ejemplos de la enorme censura que hay en las redes sociales, buscadores y plataformas de vídeo como YouTube.

La censura ha vuelto a nuestras vidas

Personalmente, en 2008 publiqué un blog sobre el famoso MMS. Durante años hemos tenido casi tantas personas interesadas en el Clorito de Sodio como ataques a nuestras webs, visitas encubiertas, periodistas haciéndose pasar por otras personas… A YouTube le damos gracias por divulgar nuestros vídeos, pero ya no nos considera aptos para ser sus partners, debido al tipo de material que publicamos.

Un nuevo punto de partida

Parece que, según lo que he escrito antes, lo que han conseguido es silenciar a todo aquel que difiere de la versión oficial. ¡Ni mucho menos!

Todos estos movimientos, ya descarados y directos en contra del uso de las plantas y otras técnicas y sustancias naturales, han dejado bien claro de qué lado está cada uno.

Para mí, si estás censurado en Google, Facebook o cualquiera de sus redes y apps, es una buena señal.

Van surgiendo plataformas descentralizadas para dar voz a todos, sin excepción, sin censura, acerca de cualquier tema que sea en pro del bienestar y la salud, economía libre de imperios y monopolios, salud que no está patrocinada por farmacéuticas, y mucho más.

En los próximos días os daré a conocer las nuevas vías que hemos preparado para seguir difundiendo vídeos y todo tipo de contenido, sin censura.

El despertar

Llevamos años hablando de un cambio de consciencia, una subida en la vibración o frecuencia, un cambio de plano. Estoy convencido de que esta ola de censura sin tapujos está siendo de ayuda para este cambio.

Ya somos muchos los que no nos creemos las versiones oficiales. Y cada vez somos más los que hemos probado en nuestras propias vidas que, algunos bulos, son en realidad muy verídicos. Incluso la solución a algunos de los grandes males de la humanidad. Males, claro, establecidos por las versiones oficiales.

Querido bulo: gracias por desvelar a los mentirosos, hipócritas y manipuladores que "certifican" las versiones oficiales de todo: desde la pandemia y sus escandalosas estadísticas a medida, a la economía, salud, espiritualidad...  Gracias a la persecución pública de los bulos, muchos han despertado y despertarán.  Y el mundo nunca volverá a ser igual.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.